Los juegos de roles nos permiten explorar aspectos de la sexualidad que en condiciones  convencionales no nos atreveremos. En masajes eróticos OSM te ofrecemos la oportunidad de acercarte a éste juego de una manera cómoda y segura.

Nuestras limitaciones

Las relaciones sexuales y los encuentros íntimos estan rígidamente preestablecidos a nivel social. No importa si lo miramos desde la perspectiva de una comunidad,  un grupo o de una pareja, las relaciones personales, especialmente las sexuales, están codificadas.

Todas las personas poseemos un conjunto de creencias y valores que establecen para nosotros las condiciones del encuentro sexual.  El qué, el cómo, el cuándo y el con quién de nuestras relaciones sexuales, limitando hasta nuestra manera de disfrutar el erotismo sexual.  Estos aspectos han sido introducidos en nuestras referencias desde los primeros años de nuestra infancia. Muchos sobre la base del temor. Por esa razón, aunque en algunas ocasiones tenemos fantasías al respecto, la verdad es que nos sentimos inseguros e incluso aterrados.

Los juegos de roles no son sadomasoquismo

En los últimos años, los juego de roles se han visto impregnados del matiz de las distorsiones sexuales. Consecuencia de algunas famosas historias que exploraron éste recurso para ponerlo al servicio de sus tramas literarias y documentales. Muchos jóvenes han comenzado a vincular el juego de roles con la violencia sexual y psicológica dentro de un encuentro erótico. Esta percepción provoca temor y es la mayor motivación para que ésta técnica se encuentre excluida de sus experiencias. La verdad, los juegos de roles son mucho más divertidos e incluso más atrevidos y menos amenazantes.

Qué es el juego de roles

Un juego de rol es una actividad de carácter lúdico. De corte interpretativo donde una persona recrea o reproduce un conjunto de comportamientos típicos de un rol social. Para ello se hace uso de un conjunto de recursos materiales y psicológicos.  El juego de roles es una actividad propia de la primera infancia donde interpretamos ser padres o madres, hijos, indios, ladrones,etc.  Fue acuñado en 1974 para denominar un juego de estrategia para adultos, donde los integrantes asumen un rol y sobre ese concepto desarrollan una interpretación.

Cómo usar el juego de roles

Para disfrutar ésta técnica debemos abstraernos de la realidad, estar dispuestos a pensar, sentir y actuar como, a nuestro criterio, lo haría el personaje seleccionado.  La idea es comportarse como una persona diferente a uno mismo y en consecuencia libre de los cuestionamientos  y referencias personales. Mucho más divertido es desarrollarlo como una sátira del personaje, exagerando sus características.

El juego de roles es usado como estrategia de aprendizaje, como herramienta terapéutica o en el uso inteligente del tiempo libre.

El juego de roles y el erotismo

Es una excelente herramienta para disfrutar relajadamente del juego erótico. En Masajes Eróticos OSM le proporcionamos las condiciones de confidencialidad y la seguridad para hacer de su experiencia un momento placentero e inolvidable.  Si deseas cumplir tu fantasía de forma sana y segura, no lo pienses más, te ayudamos a conseguirlo. Solo o en pareja, en nuestras estancias o en el lugar que tu decidas, con una masajista o dos.

Muchas personas pueden encontrar que el juego de roles les permite desinhibirse, ser más auténticos y creativos.  Los juegos eróticos nos permiten salir de las posturas tradicionales y comenzar a incorporar comportamientos que no se parecen a nosotros. Cada vez que conseguimos  poner en práctica una nueva postura o juego de forma exitosa, lo incorporamos a nuestro repertorio personal.  De ésta forma favorecemos nuestro desempeño sexual y enriquecemos nuestra relación de pareja.  Por otra parte, jugar a ser otra persona nos libera del estrés que generan las expectativas de la pareja y nos permite sentirnos cómodos  experimentando.

#

Comments are closed

Pide cita

×

Powered by WhatsApp Chat

×